Los mejores geles de baño

Preguntas frecuentes sobre geles de baño

  • ¿Qué es un gel de baño?

    Un gel de baño es un producto cosmético, que aunque en algunas composiciones permiten utilizarlo para el cabello, se suele utilizar para el cuerpo.

    Es un producto de higiene de la piel cuya finalidad es limpiarla y para ello, los geles tradicionales incorporan jabón, cuya propiedad principal es disolver la grasa y eliminarla.

    En definitiva, es una emulsión de agua con jabón y normalmente se suele acompañar de una fragancia. Tiene una fórmula de PH equilibrado.

    Todos nuestros geles de baño pueden ser usados tanto por hombres como mujeres gracias a sus propiedades relajantes y suavizantes.

  • ¿Gel de baño o Pastilla de jabón?

    El objetivo de los geles de baño es la limpieza e incluye pequeñas cantidades de aceites añadidos, como el de coco o el de jojoba, que reponen líquidos y grasas en la piel. Por lo tanto, si tienes la piel seca o delicada, te recomendamos que compres productos como geles de baño en lugar de pastillas de jabón, principalmente para evitar la sequedad. Además, estos productos contienen productos como aceites naturales para hidratar y mantener la piel en su mejor estado natural, previniendo el desgaste y el envejecimiento.

    La pastilla de jabón es muy eficaz para eliminar la suciedad, los restos de piel o el exceso de grasa, por lo que es adecuada para deportistas o personas con tendencia natural a sudar, así como para personas con piel grasa o mixta que tienden a sudar fácilmente.

    Sin embargo, si tu piel es especialmente delicada, seca o con tendencia a la sequedad, un gel de baño es la mejor opción. Para darle otro giro a este tema, las elecciones más inteligentes en realidad se basan en cambiar entre un producto u otro, dependiendo de lo que encontremos en la epidermis. La piel tiende a secarse en invierno, por lo que es buena idea investigar si es conveniente usar gel durante los meses más fríos, alternando con jabón durante la estación soleada.

  • ¿Qué gel de baño es mejor para la piel seca?

    Si tienes la piel seca o muy seca, te recomendamos gel nutritivo e hidratante. Tenemos soluciones a base de aceite de coco que no solo limpian e hidratan, sino que también previenen posibles rojeces e irritaciones. También puede usar opciones más naturales, el 90% de las cuales son de origen orgánico. Sus aceites esenciales de lavanda y geranio, infundidos con hamamelis (como sustituto del agua) y extractos de higo, aloe y miel, siguen los principios de la aromaterapia para limpiar sin deshidratar.

     

  • ¿Cómo se usa el gel de baño?

    El gel de baño tiene múltiples usos, por lo que se ha vuelto un producto básico dentro del baño. Es por ello que consideramos importante que conozcas cómo se usa el gel de baño.

    1. Temperatura: Puedes usar la temperatura que más te convenga. Dicho esto, considere enjuagar su cuerpo con agua tibia o caliente para abrir los poros; De esta manera permitirá que la suciedad se elimine. Permanezca bajo el agua caliente durante unos minutos. Mientras disfruta de los beneficios de la relajación, le dará tiempo a su piel para que se abra.

    2. Aplicación: Use aproximadamente una cucharadita de gel de baño en una esponja o toallita. Exprima y masajee la esponja hasta que el jabón comience a hacer espuma. Solo necesitas hacerlo en segundos. Tenga cuidado de que el gel no entre en contacto con sus ojos.

    3. Limpieza: Lávate las manos y los pies primero con gel de ducha. Luego, frota tu cuello, estómago, espalda y finalmente lava tus axilas. Coloque suavemente la esponja sobre el cuerpo. Sin frotar demasiado, masajea tu cuerpo con una esponja o paño, como si estuvieras usando una pastilla de jabón.

    4. Enjuagar: Después de mezclar, enjuague bien. Quédate en la ducha hasta que se acabe el jabón. Recuerda enjuagar con agua fría para cerrar los poros, dejando la piel más suave y tersa.

    5. Secado: No frote la toalla sobre su piel. En su lugar, seque suavemente la piel con una toalla. Si tu piel tiende a estar seca, considera dejarla ligeramente húmeda para que absorba la humedad restante.